Los experimentos de rayos X sugieren una alta capacidad de ajuste del material 2-D

Los experimentos de rayos X sugieren una alta capacidad de ajuste del material 2-D

Para ver qué está impulsando el comportamiento exótico en algunos materiales atómicamente delgados o en 2-D, y descubrir qué sucede cuando se apilan como ladrillos de Lego en diferentes combinaciones con otros materiales ultrafinos, los científicos quieren observar sus propiedades en las escalas más pequeñas posibles.

En un estudio publicado el 22 de enero en la revista Nature Physics, los investigadores se centraron en las firmas del comportamiento exótico de los electrones en un material en 2-D con resolución a microescala.

Las nuevas ideas recogidas de estos experimentos muestran que las propiedades del material semiconductor bidimensional que estudiaron, llamado disulfuro de tungsteno (WS2), pueden ser altamente ajustables, con posibles aplicaciones para la electrónica y otras formas de almacenamiento, procesamiento y transferencia de información.

Esas aplicaciones podrían incluir dispositivos de próxima generación generados a partir de campos emergentes de investigación como espintrónica, excitónica y valletronica. En estos campos, los investigadores buscan manipular propiedades como el momento y los niveles de energía en los electrones de un material y partículas de contrapartida para transportar y almacenar de manera más eficiente la información, análoga a la inversión de unos y ceros en la memoria convencional de la computadora.

Spintronics, por ejemplo, se basa en el control de una propiedad inherente de los electrones conocida como spin, en lugar de su carga; Los excitónicos pueden multiplicar los portadores de carga en los dispositivos para mejorar la eficiencia en paneles solares e iluminación LED; y Valleytronics usaría separaciones en las estructuras electrónicas de un material como bolsas distintas o “valles” para almacenar información.

La señal que midieron usando MAESTRO (Microscopic and Electronic Structure Observatory) reveló una división sustancialmente mayor entre dos niveles de energía, o “bandas”, asociados con la estructura electrónica del material. Este aumento en la división es un buen augurio para su uso potencial en dispositivos espintrónicos.

WS2 ya es conocido por interactuar fuertemente con la luz, también. Los nuevos hallazgos, junto con sus propiedades previamente conocidas, lo convierten en un candidato prometedor para optoelectrónica, en el que los dispositivos electrónicos se pueden utilizar para controlar la liberación de luz, y viceversa.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>